20° GUATEMALA
26/09/2022
Política
Política
Economía
Economía
Finanzas
Finanzas
Emprendimiento
Emprendimiento
Premium
Premium
Vive
Vive
Opinión
Opinión
Migrantes Chapines
Migrantes Chapines
Inmobiliaria
Inmobiliaria

El audio del exministro Villavicencio donde señala a la FECI y a la jueza Aifán

Luis Gonzalez
21 de julio, 2020

Con voz fatigada debido a las dificultades para respirar por las complicaciones del coronavirus covid-19, el exministro Jorge Villavicencio grabó un audio por medio del cual hace señalamientos contra la FECI y la jueza Erika Aifán.

Diez días antes de fallecer, el 11 de julio, el exfuncionario envió la grabación a sus familiares para que la divulgaran y se hiciera pública.

Denunció que el 12 de enero de 2018 fue visitado en su clínica privada por fiscales y otras personas que le habrían pedido dinero a cambio de no continuar con las investigaciones de supuestas irregularidades durante su gestión.

SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER

Según Villavicencio, el propósito de abrir un caso durante su administración era atacar al gobierno de Jimmy Morales, y garantizar la permanencia de la CICIG en Guatemala.

Además, señala a la jueza Aifán, a quien le “suplicó” enviarlo a prisión domiciliar para evitar ser contagiado del virus en la cárcel de la Brigada Mariscal Zavala, pero su petición no fue atendida.

Villavicencio señaló que hizo la denuncia, pero “se ocultó la verdad” por “armar” otros casos. Por sus conocimientos médicos al saber la gravedad de su padecimiento, el exfuncionario responsabilizó de lo que podría pasarle, a la exfiscal Thelma Aldana y al excomisionado Iván Velásquez.

Jueza y Presidios no permitieron salida de Villavicencio

El exfuncionario estaba recluido en el sector más poblado de la cárcel de la Brigada Mariscal Zavala. Cuando el virus tocó la puerta de esa prisión y empezaron a registrarse casos, Villavicencio atendió a los enfermos.

En ese momento supo que su vida estaba en riesgo por la edad y otros padecimientos. Entonces solicitó a la jueza Aifán una medida sustitutiva, pero rechazó su petición.

El exministro regresó a la cárcel a atender a los enfermos y se contagió. Un hospital privado le hizo la prueba que dio positivo y con ese resultado pidió de nuevo salir de la prisión. Esta vez, ya enfermo, la jueza le concedió un permiso especial, pero Presidios no lo dejó salir.

El Sistema Penitenciario dudó de la prueba del hospital privado y cuando, por fin Inacif confirmó que tenía covid-19, fue demasiado tarde, indica un pariente que prefirió no ser citado.

Al llegar al hospital requirió de un respirador artificial, pues su situación era delicada. Mientras tanto, en su casa se quedó su hijo, quien también es médico, esperando la llegada de su padre para atenderlo.

El 10 de julio ingresó en el hospital y la familia ya no lo vio. El lunes 20 de julio, pasadas las 22:00 horas, la noticia de su muerte corrió por todas las redes sociales.

El Hospital Roosevelt confirmó su fallecimiento a las 21:55 horas.

SÍGUENOS EN
SUSCRIBITE A NUESTRO NEWSLETTER